Gorona del Viento El Hierro, S.A. celebró hoy la junta general ordinaria en la que se aprobó el reparto de 3,5 millones de euros en dividendos, correspondientes al ejercicio 2021. De los mismos, 2,3 millones de euros son para el Cabildo de El Hierro, como socio mayoritario de la empresa y propietario del casi 66% de las acciones.

“Esto supone una grata noticia para la Isla, demostrando nuevamente que la Central Hidroeólica sí aporta beneficios para sus habitantes y que además de los beneficios medioambientales, de promoción y visibilidad, o impulso de políticas de sostenibilidad, el proyecto de Gorona del Viento tiene réditos económicos para los herreños”, afirmó el presidente de Gorona y el Cabildo, Alpidio Armas, tras la sesión.

“Si bien Gorona del Viento no tiene potestad para modificar el precio de la electricidad, pues a todos los españoles se les tarifica de la misma forma, regulador por ley, la participación del Cabildo en la sociedad es la forma en la que los herreños pueden percibir el beneficio económico de manera más directa. Cabe recordar que la Institución herreña ha venido empleando estos dividendos en ayudas a la instalación de autoconsumo, adquisición de vehículos eléctricos y puntos de recarga, financiación de planes de empleo como el de Educando en el Ahorro Energético de Cruz Roja, y un largo etcétera”, añadió Armas.

Con respecto al ejercicio anterior, Gorona del Viento aumenta sus beneficios en más de un millón de euros. El consejero delegado, Santiago González, tuvo palabras, al igual que el presidente, para poner en valor la buena salud financiera de la que goza la empresa. González, a su vez, explicó que Gorona va a seguir centrando esfuerzos en la Responsabilidad Social Corporativa que, hasta ahora, ha permitido llevar a cabo acciones como dar energía gratuita a todos los coches eléctricos de la Isla y visitantes a través de los 7 puntos públicos de recarga, poner en marcha iniciativas de concienciación en materia de ahorro medioambiental, favorecer el desarrollo de eventos deportivos de relieve o que clubes que congregan a numerosos deportistas puedan llevar a cabo su actividad.

Además, y como una de las acciones más importantes, Gorona del Viento puso en marcha una Oficina de Sostenibilidad e Innovación Ambiental que hasta ahora ha dado servicio de asesoramiento a particulares, empresas a instituciones y que a partir de ahora va a ampliar su abanico de actuaciones para ser el eje transversal de la sostenibilidad en la Isla de cara al ciudadano. “En una oficina en la calle principal se focalizarán las ayudas, líneas de asesoramiento o impulso socioeconómico para la ciudadanía, una oficina participativa y fiel reflejo de la interacción entre Gorona del Viento, una empresa abierta al ciudadano, y este mismo”, añadió el consejero.

La empresa, mayoritariamente pública, también está formada por el Gobierno de Canarias, con el 3,23% de las acciones, el Instituto Tecnológico de Canarias, poseedor del 7,74%, y Endesa, con el 23,21%. Una configuración que, explicó el presidente, ha sido cambiante porque desde que se constituyó la sociedad en 2004, el Cabildo ha ido adquiriendo acciones, teniendo en cuenta la relevancia de este proyecto para El Hierro. No obstante, destaca la participación del resto de los accionistas como socios tecnológicos y que aportan estabilidad y seguridad técnica y política.

Sin embargo, avanza el presidente, es aspiración del Cabildo que la participación de la Institución siga creciendo, dados los beneficios que ello supone para la Isla. “El reparto de estos 2.360.343 euros es ahora mismo la prueba más cuantitativa del impacto positivo de la Central Hidroeólica en la El Hierro, un dinero que nos va a permitir poner en marcha políticas por las que el ciudadano perciba aún de forma más directa que este proyecto de relevancia mundial es suyo, que al igual que percibe como propia la implicación de la Institución en la puesta en marcha de la Central, porque la economía del Cabildo es dinero público, también perciba con orgullo y como propio, los frutos que se recogen ahora que la Central ya tienen éxito”, dijo Alpidio Armas.

Desde que el proyecto de autoabastecimiento energético con renovables superase el umbral del 40% de cobertura de demanda anual, o incluso desde que el 9 de agosto de 2015 se parasen en su totalidad los motores diésel durante 2 horas para dar paso al 100% con energías limpias, la Central se convirtió en un referente para el sector. Nunca antes, un territorio aislado había podido depender exclusivamente de fuentes intermitentes, dando estabilidad al sistema eléctrico; sí lo ha podido hacer El Hierro, incluso durante más de 24 días de forma consecutiva, y es el ejemplo de que maximizar el uso de las renovables es posible cuando el recurso está disponible y usando la tecnología adecuada.

“Para llegar al 100% de todo el año, obviamente por falta de viento en algunos periodos y unas posibilidades de almacenamiento determinadas por la capacidad de los depósitos de agua de Gorona del Viento, es necesario seguir trabajando en la implementación de otras tecnologías como la fotovoltaica desde el punto de vista de la generación, además de mejorar la eficiencia y el ahorro energético, desde el punto de vista del consumo”, completó Santiago González.